El reloj de la estación

Había siempre un momento en el que el muro desaparecía por arte de magia. Y era siempre el mismo: el momento de ir alejándome de ella sabiendo que justo después estaría aún más lejos y no habría manera de acercarme de nuevo hasta pasado un tiempo.
Me dolía cada paso. Me dolía su abrazo aún, su mirada, su generosidad, su piel. Me dolía ella entera por no poder disfrutarla más tiempo. Y entonces me encontraba allí, en aquella sala abarrotada y completamente vacía, bajo aquel reloj gigantesco que el tiempo utilizaba para recordarme que de nuevo estaba allí, justiciero, frente a mí, convirtiendo ese instante en una especie de condena. Un nuevo y gastado aviso. Una colleja al alma para que despertara.
Y era entonces cuando todos mis interrogantes se resolvían como si nunca hubieran tenido hueco dentro de mí. Era entonces cuando mi conciencia se paseaba por el vacío que su lejanía dejaba en mi desarmado interior que aún permanecía templado.
Era entonces cuando pararía el mundo para acercarme a ella y decirle en el silencio más sincero todo lo que siempre acababa apareciendo bajo mis cimientos una vez la tormenta derrumbaba y barría los muros de mis propias sombras: mi amor por ella.
La madre de mi vida, la madre de los momentos donde su respiración y su pecho me envolvían en otra dimensión más verdadera.
El reloj marcaba en punto. Esa niña miraba la pantalla esperando a saber en qué tren con destino a no sabía dónde necesitaba subirse.
Preguntándose qué le traería el destino y de qué le alejaría. Teniendo claro que su mayor fortuna, fuera cual fuera la respuesta, era saber que visiblemente o en silencio, ella siempre estaría ahí. Siempre. Y la letra capital de esa palabra era al mismo tiempo la que más me dolía, más me enseñaba y más me regalaba.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s